domingo, 7 de agosto de 2016


Jubilados de Corpoelec dicen que bajan de peso por salarios “miserables”


Más de 40 mil trabajadores en el país dependen de la firma de la convención colectiva de Corpoelec. Los jubilados apenas perciben salario mínimo.Foto Cortesía

Los jubilados de la Corporación Eléctrica Nacional (Corpoelec) trancaron este viernes, por segunda vez, las puertas del antiguo edificio de la Electrificación de Caroní (Edelca), en Alta Vista.
Fue una protesta doble: por su condición de extrabajadores y en representación de los activos, cuya manifestación es casi silenciosa y anónima por temor a nuevos despidos en la estatal.
Para los pioneros, la mora en la firma de la convención colectiva, vencida hace cinco años, no es menos que para el resto de los 40 mil trabajadores activos en todo el país. Tienen que pagar costosas medicinas, asumir la vejez y, además, tratar de subsistir con un salario mínimo pese a que, en su carrera dentro de la empresa, alcanzaron los últimos escalafones.
Es un salario que Zaidi Chacín, que por más de 25 años trabajó en la estatal, considera “miserable”. No solo porque no le alcanza (como a muchos venezolanos), sino porque ha visto las consecuencias en sus compañeros: “Se nos están muriendo viejitos porque no tienen para comprar las medicinas”.
“Ya no hayamos qué hacer para que este contrato se firme. Ya no podemos más, no estamos haciendo ni dos comidas diarias”, cuenta quien, desde hace dos años, junto a otros jubilados, ha encabezado decenas de manifestaciones en todas las sedes de Corpoelec de la ciudad.
“Si vieras cómo están nuestros compañeros y nosotros, hemos perdido 15 y 20 kilos. Esto no es posible, no estamos suplicando, ni mendingando, nosotros lo que estamos es exigiendo un derecho que nos corresponde por ley”, alegó.
En solitario








La molestia de los jubilados no solo es con la empresa, también con los sindicatos de la zonaque, aseguran, no les han apoyado “en nada”. Chacín califica de “nula” la postura tanto de Sintraedelca como de Suteeb.
Hace una semana, trabajadores activos pidieron a los sindicatos asumir la conducción de la protesta en Bolívar que, en otros estados, fue convocada por la Federación de Trabajadores de la Industria Eléctrica (Fetraelec).
“De hecho, los trabajadores que están amenazados casi como sicoterror, porque les dicen que si bajan a la protesta los botan, ellos apoyan en horario no laborable y el sindicato no se apersona, tampoco se apersona por los que han botado, pese a que van más de 40 personas”.
En todo caso, dice, resolverán con protestas creativas como las que, en Ciudad Bolívar,escenificaron los empleados de la antigua Elebol. “Salí con un cargo de jefe de departamento y en este momento estoy ganando sueldo mínimo, más una ayuda de previsión social de 4 mil 500 bolívares. Ese es nuestro salario mensual”.
Sin homologación
Aunque la firma de la convención colectiva no les garantiza la esperada homologación de los salarios, para una de las voceras de los jubilados eso es parte de una “lucha” de largo trayecto.

“Yo sé que otros jubilados, entre ellos Hugo Medina, están luchando por la homologación de todos los jubilados. Yo sé que sí hay otras empresas que sí han conseguido la homologación, pero con nosotros es una deuda”, dijo.
Saben, además, que la firma del contrato solo garantiza un porcentaje “mínimo” de aumento del salario, “por los menos en la convención hay otros beneficios, como la cestaticket, pero nuestro sueldo no avanzará mucho porque nos metieron en el tabulador en la escala de 20 mil bolívares, o sea, pueden imaginarse qué porcentaje nos van a aumentar”.
Los jubilados, además, no comprenden por qué el rezago en la firma si ya el Ministro del Trabajo y el Ministro de Energía Eléctrica prometieron su “pronta” aprobación en mayo, y hace un mes la Vicepresidencia de la República dijo que llevarían a la mesa de discusión la contrapropuesta.
“Corpoelec es una empresa estratégica, lo dijo Maduro, pero si somos una empresa estratégica por qué nos tratan tan mal, por qué nos tienen mendingando, por qué nos tienen con un sueldo de hambre”, se pregunta Chacín.
No cree, sin embargo, que no haya dinero para cumplir con el contrato. “Yo entiendo la situación de país, pero hay rial para otras cosas pero no hay para nuestro contrato, eso es lo que no entiendo. Dicen que no hay presupuesto, que es un monto impagable, pero yo no creo, no creo que sea mayor que el contrato de Pdvsa”.
Entre tanto, lo que sí hay para los trabajadores y jubilados de Corpoelec, es razones para protestar. Este lunes volverán a las puertas de la otrora Edelca con pancartas y pitos. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada