miércoles, 8 de enero de 2014

Con los derechos de los trabajadores no se juega”

Con los derechos de los trabajadores no se juega”

web dddDSC_0056Así lo vociferaron al menos 600 empleados de la empresa Servicio Autónomo de Elaboraciones Farmacéuticas- Sefar-, ubicada el sector Las Adjuntas, municipio Libertador, quienes cansados por las políticas que ha implementado la nueva directiva, decidieron este martes protestar en las afueras de la compañía, a fin de exigir los pagos y beneficios que aseguran han sido violentados 
Comenzó el año nuevo y con el nuevas protestas. Y en esta oportunidad, los trabajadores del Servicio Autónomo de Elaboraciones Farmacéuticas- Sefar- ubicada en el kilómetro 0 de la carretera vieja Caracas- Los Teques, a la altura del sector Las Adjuntas, quienes cansados por las políticas que ha implementado la nueva directiva con el personal, decidieron protestar en las afueras de la compañía a fin de exigir el cumplimiento de los pagos pendientes.
Con pancartas en mano al menos 600 empleados pertenecientes a la nómina de trabajo reclamaron sus reivindicaciones salariales, basadas en un justo aumento salarial acorde a su profesión académica, al igual la aprobación de una póliza de seguro de HCM- y la permanencia de algunos beneficios que fueron eliminados  sin explicación alguna.
Irregularidades 
Dennis Chirguita, trabajador de la empresa, informó que existe un atropello contra el personal cada vez que reclama un derecho. “Como es posible que después que la nueva directora Lesbia Muro Lozada, tomara las riendas de la empresa se desencadenara una serie de irregularidades e injusticias, las cuales se basan en la incorporación de un grupo empleados que cobra un sueldo superior al personal antiguo”, dijo.
Agregó que otras de los reclamos atienden aquellos beneficios que dejaron de percibir sin explicación alguna; uno de ellos corresponde al kit de medicamentos que se le entregaba a cada asalariado, al igual se le concedía el día libre de cumpleaños, ambos beneficios quedaron eliminados.
Otro de los beneficios, explica Chiquita, era el bono de salud que gozaba cada empleado, que cubría hijos y padres por un monto de cinco mil bolívares por cada uno ellos , pues “anteriormente si mi hijo superaba el monto indicado en posibles accidentes o situaciones inesperadas, podía contar con los cinco mil que me pertenecían, pero actualmente no es permitido, lo que significa que debo tomarlo de mi bolsillo”.
Testimonio que ratificó José Vallestero, otra empleado, quien señaló que además de no contar con un seguro médico, esta directiva le ha dado ordenes al departamento de Recursos Humanos en rechazar las constancias que remite los Centro de Diagnóstico Integral- CDI-.
Desmejoras salariales 
“No entiendo, aquí no contamos con una protección o una asistencia sanitaria y pretenden que tengamos dinero para una clínica privada cuando ellos ni siguieran nos ofrecen un sueldo digno”, destacó.
Resaltó que un ejemplo muy claro de lo antes mencionado fueron las utilidades, mientras algunos empleados recibieron el bono de fin de año fraccionado, otros cobraron dos meses de aguinaldos cuando ni siquiera se ven en las instalaciones laborando.
Por otra parte, Pablo Zambrano dirigente del Movimiento de Sindicatos de Base- Mosbase, exhortó a las autoridades cumplir con sus responsabilidades, dado que en las cláusulas de la convención colectiva establece que las condiciones laborales deben mantenerse o en tal caso mejorarlas, pero jamás eliminarlas.
Decadencia 
También mencionó, el miembro sindical que la empresa carece de materia prima lo que representa una paralización en la planta y por ende una baja en la producción de medicamentos, y aquellos que están almacenados muchos de ellos se vence en los depósitos, dado que el 60% del parque automotor  está dañado.

“Hacemos un llamado al Gobierno Nacional para que se active un debate a fin de  discutir el tema la crisis sanitaria que enfrenta el país”,  finalizó Zambrano, quien a su vez hizo un reclamo pacífico pero contundente aquellos partidos políticos a que se unan en esta lucha sindical y a este problema que afecta la salud de la nación.
 Acoso laboral 
Dennis Chirguita, trabajador de la empresa del Servicio Autónomo de Elaboraciones Farmacéuticas- Sefar, denunció que otras de las irregularidades que se refleja dentro de esta compañía es el amedrentamiento por parte de la directiva para con el personal que labora.

Los trabajadores aseguran que el sólo hecho de reclamar algunos beneficios incumplidos han desencadenado un clima hostil con las autoridades y el personal, pues las autoridades se han preferido criminalizar y satanizar las protestas que activar una mesa de diálogo con los empleados y llegar acuerdos favorables.
Sin respuestas
Tras haber sostenido tres horas de reunión con las directiva del Servicio Autónomo de Elaboraciones Farmacéuticas- Sefar-los trabajadores no recibieron respuestas. Sin embargo, advirtieron que acudirán a otras instancias gubernamentales a fin de seguir en pie de lucha a fin de hacer cumplir sus derechos laborales.

Mairy Chourio / mchourio@diariolavoz.net / @mairychourio
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada